lunes, 1 de febrero de 2016

A preguntas tontas, respuestas desconcertantes....



LaNiÑa nunca fue la típica bebé que respondía con una sonrisa cuando los desconocidos se acercaban a hacerle carantoñas, ella les ponía mala cara o incluso les volvía la cara y es que LaNiÑa ya apuntaba maneras...

Entonces creció y se convirtió en LaNiÑa una encantadora de serpientes, dulce, una chiquilla tela de tierna que te ronea con una batida de pestaña y una sonrisa, es una perita en dulce pero con las cosas muy claras y esas cosas en ocasiones nada tiene que ver con lo "normal"...

Hoy salimos del cole un poco tarde, que estamos liadas con los disfraces de carnaval y he estado desaparecida una semana, ella iba gruñendo por mi desconsideración hacia los deberes que tiene que hacer, llegamos a la caja y ella tiene su careto de sargentoprimerodelalegionespañolacoñoya!

Cajera: Ups por qué estas tan seria, bonita?


La estoy viendo venir y trato de mitigar el golpe

Yo: no es que ella es así

LaNiÑa: no soy así, sólo quiero ir a hacer los deberes de una vez

Cajera: ahh que tienes muchos deberes?

LaNiÑa: Si

Cajera: y que quieres ser de mayor?


LaNiÑa: Tatuadora

Cajera: tatu... tatua... quieres ser... tatuado??

Viendo a la chica ponerse de todos los colores desde el blanco al granate pasando por el rojo intenso y sin poder terminar de decir la palabra que de repente parece maldita, empiezo a reirme

Yo: a que te ha dejao to loca ???

La cajera asiente a mi pregunta sin quitarle el ojo de encima a LaNiÑa que confirma que no ha oido mal tan tranquilamente



LaNiÑa: Si, tatuadora, soy asi de original



Pago mi compra sin poder parar de reirme, mientras la cajera mortificada sigue mirando a LaNiÑa que refunfuña preguntando cual es el problema con que ella quiera ser tatuadora y deje de perder el tiempo que ella tiene cosas importantes que hacer como sus benditos deberes...

No hay comentarios:

Publicar un comentario